Voluntariado Proyecto de Inglés

 

Dentro del apoyo a la campaña Silla Roja, enmarcado como parte de la Formación en Acción Social Arrupe (FASA) se gestó el voluntariado del proyecto de inglés que se dio  en las escuelas Hermano Garate y Estero Salado; el proyecto nació de la necesidad de compartir con los demás y ofrecer lo que tenemos a mano sin darnos cuenta de lo aventajados que somos. Un trabajo de voluntariado basado en la generosidad te conecta con la comunidad y su realidad del día a día, añadiendo a esto nuevas amistades, experiencias y desarrollo de relaciones sociales.

 

El proyecto de inglés con los niños de FYA se llevó a cabo con estudiantes de 9no básica superior, 1ro, 2do y 3ro bachillerato; este grupo fue una fusión de voluntarios y estudiantes de PPE. El grupo de PPE pronto se dió cuenta que no estaban involucrados solo por obtener una nota, pero que el trabajo demandaba mucho más, como sentimientos, servir, ayudar y enseñar.

 

Este grupo de chicos tienen un nivel de inglés de B1 / B2 según el Marco Común Europeo de Referencias para las Lenguas. Se propuso a estos estudiantes colaborar con el proyecto de inglés de FYA poniendo de manifiesto su buena voluntad de compartir sus conocimientos del inglés con niños que no tienen la oportunidad de aprender el idioma en las escuelas fiscales y mucho menos pagar un curso en academias de inglés privadas.

 

Primero mantuvimos algunas reuniones analizando el método más apropiado para los niños, elaboramos material didáctico y cada uno aportó ideas para alcanzar nuestro objetivo y esto lo hicieron con mucho ímpetu y fervor.

 

Durante el primer día de clases nos encontrarnos con la sorpresa que había el triple de cantidad de niños de lo que habíamos anticipado. Sin embargo, esto solo nos regocijo y motivó aún más.

 

El tiempo fue nuestro adversario y nos hubiese encantado poder disponer de más horas de clase para realizar todo lo planificado. Aparte de haber contribuido de alguna forma en el conocimiento de inglés de los niños, puedo afirmar que es muy gratificante la pasión y responsabilidad que despertó en este grupo de voluntarios. Los chicos experimentaron en carne propia que a veces el regalar o donar no es suficiente, se puede llegar  más lejos cuando nos involucramos  y relacionamos con la realidad y problemática del entorno.

 

Para finalizar, comparto que fue una dicha inmensa al ver que los chiquitos respetuosamente se dirigían a nuestros estudiantes como profesor y señorita. Escuchar a los chicos decir “Miss ahora sí ya comprendo su trabajo y por lo que usted pasa.” Otra alegría inolvidable fue el último día cuando los chiquitos escribieron hermosas y tiernas frases de agradecimiento y con ansiedad pidiéndonos que continuemos el próximo año.

 

Compartir
Tweet
Me Gusta
Please reload

Javerianos nos representan con orgullo en el UEESMUN

09/27/2019

1/9
Please reload

Please reload